¿Censura en este blog?

Los lectores de este blog que se han tomado la molestia de escribir algún comentario se han podido dar cuenta de que sus mensajes son filtrados antes de ser publicados y de que en algunos casos ni siquiera aparecen aquí.

La razón por la cual he resuelto controlar dichos comentarios no tiene que ver con que éstos sean a favor o en contra de lo que yo opino en mi blog, sino con la forma de escribir.

Me explico: si la argumentación para contradecir o apoyar mis opiniones tiene sentido y además se expresa sin acudir a los insultos ni a términos desobligantes, tales comentarios son publicados. Si, por el contrario, los comentarios se basan en insultos, calumnias e imprecisiones, escritos además en forma vulgar, no existe la menor posibilidad de que aparezcan en mi blog. Es así de fácil. O así de difícil, dependiendo de cómo se quiera ver.

Para algunos esto es censura, pero yo no la llamaría así. Simplemente yo hago uso de la libertad que tengo de escoger qué publico y qué no publico en mi blog. Quien esté en contra puede abrir su propio blog y escribir ahí todo lo que se le ocurra y en los términos que considere más adecuados. Igualmente allá podrá insultarme y hacerme acusaciones como las que me mandan por e-mail; pero que no pretenda ni espere que yo le vaya a dar espacio en mi blog.

Reitero que el asunto no tiene que ver con que aplaudan todo lo que digo. De hecho también he dejado de publicar algunos comentarios que siendo supuestamente a mi favor contienen groserías e insultos contra otras personas. Si el debate se hace en forma civilizada, bienvenidos sean los comentarios, las discrepancias y las críticas.

Pero yo no estoy dispuesto a publicar comentarios donde más que el mensaje lo que pesa es la ordinariez, el insulto, la calumnia y la vulgaridad, escritos por personas que además de todo no son capaces de revelar sus verdaderas identidades, como sí lo hago yo, sino que se refugian en el anonimato de Internet para dedicarse al vandalismo cibernético.

Si tras esta explicación a este tipo de control lo quieren llamar censura, entonces sí: aquí hay censura.

4 comentarios sobre “¿Censura en este blog?

  1. Y que la siga habiendo. Estoy de acuerdo con el filtro y en desacuerdo con el disparo indiscriminado de dardos vociferando con improperios y agresividad.Saludos.Mariana/Miami

  2. También de acuerdo. Además, no creo que usted, Amigo Vladdo, sea de los bloggers que evalúan el éxito de su blog po el número de comentarios que llegan, o las discusiones y polémicas que generan. El contenido y tendencia de este blog genera controversia y los comentarios rápidamente se desviarían del tema original

  3. La forma más sensata de conversar entre seres humanos está fundada en el respeto. En la confrontación de ideas es imprescindible asumir una actitud tranquila, en la que las emociones sean completamente filtradas por la razón. El filtro que propone Vladdo me parece completamente razonable y necesario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s