Tres soldados muertos y un cínico muy vivo

El presidente Uribe ha convertido las tarimas militares en gritódromos, para salir a lanzar arengas contra todo lo que se mueva.

Así lo hizo en la Escuela Superior de Guerra el año pasado, luego de la bomba esa que nunca supimos quién, ni cómo puso y que al final para lo único que sirvió, curiosamente, fue para romper en pedazos los incipientes pasos que se estaban dando con miras a un intercambio humanitario. [y por lo cual ningún miembro de las FF. MM. salió a responder], pero que sí le sirvió a Uribe

Igual de emocionado, salió a vociferar poco después de la fuga del subintendente John Frank Pinchao y le pidió a la Fuerza Pública que saliera a rescatar a sangre y fuego a los secuestrados en poder de las Farc. Lo curioso es que dos semanas después liberó a Granda y a otras decenas de integrantes de esa organización armada, pero esa es otra historia.

Nuevamente el presidente Álvaro Uribe volvió a su gritódromo favorito, la Escuela de Policía General Santander, y sin sonrojarse, pero a grito en cuello, echó sus acostumbradas e inanes diatribas contra los terroristas y contra el despeje [cosa que finalmente terminará haciendo cuando algún presidente borracho del extranjero se lo ‘sugiera’].

Pero lo más curioso de esta andanada fue que salió a cobrar la muerte de Jefferson Vargas Moya, Jeyson Alejandro Castaño Abadía y Yhon Edisson Posada Valencia, los tres soldados colombianos del ejército de España que murieron en un atentado en el Líbano, donde conformaban un destacamento de casos azules de la ONU.

“Cuando asesinan a nuestros soldados al servicio de un contingente español incorporado en las fuerzas de las Naciones Unidas en el Líbano, es un hecho luctuoso que el heroico pueblo de Colombia ofrenda a la paz del mundo, a la lucha contra el terrorismo”. Estas palabras pronunciadas por Uribe son una muestra de cinismo impresionante, pues esos eran tres muchachos que se tuvieron que alistar en el ejército español porque en esa Colombia que crece a un 8% no tenían cómo vivr con un mínimo de dignidad.

Uribe debería saber que ofende que venga a cobrar muertes ajenas. Que no salga a hacer política a costillas del dolor de todas las familias colombianas que tienen a sus muchachos buscando en otras partes del mundo las oportunidades que su propio país les niega.

5 comentarios sobre “Tres soldados muertos y un cínico muy vivo

  1. No tenía ni idea de ese nuevo capítulo de necrofagia…pobres muchachos, que iban a saber que su carnita y sus huesitos iban a terminar alimentando al insaciable buitre de la seguridad democrática. Ni en el exilio ni muerto se salva uno de las garras del Presidente.

  2. ahí está el sueño español…. o el americano. De marine o soldado español. Los locales no son tan pendejos de ir a matarse por su patria, para eso mejor pongamos inmigrantes, igual no tienen nada que perder… vida no tienen.

  3. Los muchachos colombianos se enrolaron en el ejercito español porque pagaban bien y daban papeles. Murieron porque estaban en el momento equivocado y en el lugar equivocado. Estuvieron de malas.

  4. No sabia de los comentarios de Uribe al respecto, pero igual sus tecnicas para hacer paredes y ventanas de humo son muy conocidas, Uribe es el “caudillo” que le ha dado mas circo(pan solo da en sus programas de tv) al pueblo!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s